miércoles, 22 de marzo de 2017

Del sartén al asador



Entre la elección de octubre y noviembre los votos de Massa eran codiciados, nunca hubo un acercamiento sincero de los partidos del balotaje al programa massista, el único marco de políticas publicas que se sometía al voto y que se hizo publico respaldado por un equipo socioeconomico de envergadura y exitoso.

Y encima de no hacer suyo, repito, sinceramente el programa venían ocurriendo otras cosas mas, digamos, imperdonables personalmente por las que digo que no es posible la unidad con macristas y cristinistas (los partidos del balotaje y la confrontación por la confrontación misma) alli donde estén:
Cuando se presentó a declarar ante el juez federal Claudio Bonadio, en el marco de la causa que investiga si el ex jefe del Ejército César Milani lideró un aparato de inteligencia paralelo durante el kirchnerismo, el ex espía Stiuso no sólo confirmó la existencia del presunto engranaje sino que fue más allá y disparó contra varios de sus enemigos. Entre otros, el ex gobernador Daniel Scioli y quien fuera jefe de la Policía Bonaerense, Hugo Matzkin.
Concretamente, Stiuso dijo que la fuerza policial también respondía al sistema ilegal de inteligencia K y que éste funcionaba en la Provincia con el consentimiento de Scioli, a pesar de que él mismo era víctima del espionaje. Incluso, colaboradores de Stiusso elaboraron dos informes sobre el accionar de esta organización en tierra bonaerense.

Específicamente tratan sobre cómo el aparato de espionaje de Scioli y Matzkin vigilaba los pasos de Sergio Massa, dirigente de estrechas relaciones con un viejo socio de Stiuso: el ex subsecretario de Inteligencia, Francisco “Paco” Larcher.

No está demás recordar que el quiebre en la relación entre Stiuso y Cristina Fernández se produjo cuando la ex Secretaría de Inteligencia (SI) le negó que el entonces intendente de Tigre pudiera romper con el oficialismo.

Las operaciones de espionaje político interno eran comandadas por la Delegación de Inteligencia de San Isidro, donde hoy funciona la delegación de Prevención del Delito, ubicada en la calle Laprida 125. En ese sentido, sostiene que una vez recabada la información de interés, ésta era elevada a Matzkin y éste se encargaba de compartirla con Widmer (mas pegado a Scioli que el turco Samid), para finalmente presentarla ante Scioli.
“Así funcionaba y funciona. En la actualidad, a lo largo y ancho de la Provincia, La Bonaerense tiene oficinas en las que bajo la fachada de «inteligencia criminal» se hacen operaciones de espionaje ilegal. Todo su personal está abocado a ese tipo de tareas y el responsable máximo de esto es el ministro (de Seguridad bonaerense, Cristian) Ritondo”.
El otro relevamiento expone cómo desde la Policía Bonaerense se vigilaba a los intendentes y dirigentes que mantenían contactos con el FR y, principalmente, el funcionamiento de un Estado dentro de otro. Donde algunos agentes de inteligencia espiaban para la corona y otros, sencillamente, se ocupaban de “caminar” los pasos de sus colegas. De un lado la escudería Matzkin, del otro la Stiuso...
.
Que Milani, la bonaerense y la AFI venían haciendo Watergate se sabía, nada mas que ahora esto está confesado.

Dialogo esquizo
- No se como el macrismo no pide la inhabilitación absoluta para ocupar cargos publicos de los nombrados y sus jefes directos Cristina Fernandez (ya es tiempo de que se deje de escudar en el apellido Kirchner) y Daniel Scioli?.
- Ah... cierto que elmacrismo tiene el culo muy sucio con las escuchas, quizas no queira escupir para arriba.
ob


Lectura en pagina original clic aqui

viernes, 17 de marzo de 2017

El elemento oculto


El viejo chiste  se repetía asi:
Un laboratorista ebrio hace experimentos con bebidas, y saca el siguiente reporte:
Mezcla de bebidas:
- Soda con whisky, terminé borracho
- Soda con Gancia, terminé borracho
- Soda con licor, terminé borracho
- Soda con cognac, terminé borracho
- Soda con vino, terminé borracho
Conclusión: La Soda emborracha
Cuando uno no llega al elemento oculto se equivoca.

En cambio sesudos analistas hablan de polarizar Macri vs CFK, pero estos ya avistaron el elemento oculto hace rato. Lo hacen adrede, los moviliza el temor de la segura derrota frente a Massa. Inventan encuestas, suben y bajan candidatos, se desesperan pero ocultan un elemento clave. Massa ya ganó la pelea por la identidad peronista y reconfigura alianzas hacia afuera



Que la cuenten como quieran, lo cierto es que Massa habla de un peronismo nuevo, aproximandose a lo republicano pero no domesticado en funcion de proteger al pobrerio y a los sectores medios.

El resto es cuestión de tiempo nomas.

Hasta mañana

lunes, 13 de marzo de 2017

La lluvia de Inversiones de Lilita

Imaginé en 2011 que se avecinaba la tormenta perfecta. Nestor puso proa a un triunfo electoral, inundación de subsidios, control del PJ, varias capas de sectores medios volvieron a viajar al mundo (ivanpinedismo clasemediero) como los ex yugoslavos, los ex checoslovacos, los griegos y los gallegos financiados por el Deutsche Bundesbank, el resultado dejó inscripto en el escrutinio electoral un triunfo de mas de la mitad de la población tecleando I like. Menem hizo escuela. 

Intuía en 2011 el peligro, en el fondo sabía que el frenesí peronista por la persistencia en Olivos, la despesperación progre-peronismo por instalar su relato vindicativo que no le cambia la vida a nadie y el despiste de una viuda a la que con tanta facilidad como liviandad nombramos sucesora, operación que en el peronismo es un karma. El peligro era que, finalmente, fuésemos los que devolviésemos a los conservadores el poder que desde hace 80 años no conseguían en las urnas cuando decidimos dividir el electorado en un parteaguas político entre fuerzas populares, peronismo vs radicalismo, a sabiendas que dividirlo ideologicamente en derecha-izquierda podía dar inicio a una nueva etapa de conservadores en el poder (los conté y Macri sería el decimocuarto o el primero de la nueva etapa).

Pasó la semana del anuncio del crecimiento de la pobreza, del 2,5 de inflación y tres populosas marchas, síntesis perfecta de lo que significa la idea de república conservadora, respeto por las normas que no tienen en cuenta mas que el edificio institucional y no la mesa de los argentinos.

Y empieza la semana con audios de CFK, con el Presi que dice que "el kirchnerismo pone palos en la rueda", nada dice de las cifras de pobreza, la desocupación, etc. El partido se disputa entre apretadores de jueces y apretadores de sindicalistas.

Cambiemos eligió de enemigo al pichi, la ex Presidenta Fernandez, mientras tanto sus lideres siguen prometiendo un paraíso para cuando nos vayamos de esta tierra. Carrió pasa del contrato moral a uno condicional:

No hay demasiado que agregar, pero el que trató el tema es el compañero Lic. Julio Bárbaro, que invito a leer: "El cuento de los inversores es falso, debemos salvar las inversiones que desde la dictadura para acá agonizan sembrando miseria y desempleo antes de imaginar que en esta decadencia y sin consumo vendrán las nuevas."
                                                                                                                              
(Nota completa aquí: http://www.infobae.com/politica/2017/03/12/la-clave-para-salir-de-la-crisis-economica-el-ano-2002/ )

Hasta la próxima.

domingo, 12 de marzo de 2017

Cuidate Luiggi!!, la modernización con rostro mafioso


"La Dirigencia de la CGT es la más madura desde hace tiempo.
Se ocupa de los que tienen laburo y de los que no tienen" Felipe Solá



Ay querido/a lector/a, que semanita tuvimos. 

Esta semana vimos marchar, el menos los porteños/bonaerenses, a los docentes de Baradel, a la CGT y la "ni una menos", tres marchas de argentinas diferentes, en algún punto opositoras al gobierno.

La primera es la marcha de los burócratas, la segunda de la nostalgia del estado de bienestar que a la vez es una marcha "black", digamos, y la tercera una marcha blanca.

La primera la miro desde un aspecto que no es el de la pulseada en si sino mas bien de vuelo de Condor, desde las alturas, porque sirve de introducción para la miradade las otras dos y lo resume Abel Fernandez en su blog:
El dato estratégico -que pocos, entre ellos Manolo Barge, han advertido- es que en las últimas décadas la sindicalización de los sectores medios argentinos, en gran parte tradicionalmente antiperonistas- ha avanzado“.
Los gremios docentes, en particular, tienen un fuerte componente, e historia, radical (o “socialista democrático”, que es más o menos lo mismo, en esa área). La ideología de la mayoría de ellos es un difuso progresismo, repartido entre los filo K y los anti K. Los gremios peronistas son minoritarios, aunque esforzados, en la Región Central. Y, como señala Julio Burdman, son sindicatos muy horizontales, donde los que están a la cabeza deben coordinar voluntades, no imponer la suya.
Cualquier encuesta del 2015, o escuchar los que se decía en los colegios, refirma lo que también dije antes: “Muchos, muchísimos de los docentes que hacen paro, votaron por Cambiemos. Pero, como trabajadores que son -aún los que tienen justificada nostalgia por el tiempo en que los maestros eran “profesionales”- forman parte de la oposición estructural al proyecto que hoy gobierna“. En mi opinión, esa es la derrota política decisiva para el proyecto que Macri quiso llevar adelante. https://abelfer.wordpress.com/2017/03/12/observando-a-los-gremios-docentes/

Dejemos de lado a los docentes que jaquea la autoridad de los gobiernos nacional y provincial, pongamos blanco sobre negro en las otras dos.

La marcha de la CGT era a todas luces una provocación a la polarización en cuanto estaba pensada para escapar de la disyuntiva que esta propone: macrismo o cristinismo.

"Quien obstaculiza a Macri suma, aunque no lo quiera, a Cristina Kirchner" dice Carlos Pagni resumiendo los términos de la confrontación propuesta por el gobierno y aceptada por el cristinismo. y los triunviros quisieron marcar los tiempos, llevando el paro para abril para dejar en claro que son  ellos los que ponen la fecha. Lo lograron con una manifestación concurrida que evitó el cuenta cabecitas negras a los que estamos habituados en las jornadas posteriores a las marchas. Había que deslucirla y ahí vimos "agentes provocadores", nuevos Guillermo Paricios Kelli's, que hicieron de las suyas. La cosa iba para peor pero el sindicalismo evitó -hay que destacarlo- el accionar de los Madonna´s Quirós que iban a hacer que los agentes provocadores de mantequita todavía hoy estuviesen corriendo.

En terminos de la polarización la otra movida callejera, la del 8M, es -como toda movilizacion feminista- funcional a CFK. Es que la ex presidenta es la única mujer que parece va a competir y descarto a Carrió porque no está a su altura. Convengamos que es fácil para el cristinismo colarse en marchas opositoras y en esta marcha no tuvieron problemas y no tenían demasiado riesgo. Ahí el cristinismo y los grupos que quieren tener la escritura de dominio del feminismo dieron la nota. Compitieron para apropiarse de la marcha y eso se notó mucho.

Fue otra marcha opositora al gobierno, como la  de la CGT, o la de los maestros, pero esta se diferencia de las otras dos. Aunque lo nieguen las fotografías se trató de una movilización opositora de gente blanca (como la del 8N y las posteriores a la muerte de Nisman) y como tal necesita (por tratarse de "su" representación simbólica) ser  contrarrestarla por el macrismo con anuncios al menos antes de la elección o que no sea, finalmente, bandera de CFK o de Massa a través de Malena.

Tuvo suerte Macri, se armó lío. Que el cristinismo haga lío también es funcional a la polarización para reforzar la idea "Yo o el caos" y el macrismo se victimiza con ello (no descartemos la simulación de alguna algarada, el autogolpe es siempre un recurso).
Hasta aqui vos, lector/a, me puteas en arameo y lo comprendo, voy por mas, es que quiero detenerme en los cumpas gremialistas.

La CGT es un conciliábulo entre sexagenarios y gente de mas edad aun, dijeron muchos esta semana, pero sin agregar que los vejestorios no permiten que los alcance la esclerosis y evolucionan rápido, a fuerza de empujones.

Claro que esta semana fueron, como quien dice, para atrás, pero tomemos en cuenta que la cuestión imagen-TuVidaNoValeUnMango era sensiblemente distinta y peor en dictadura y sin embargo llegaron hasta hoy. Los fósiles resistieron la extinción y sobrevivieron.

Lo que no se dice es que pagaron el alto costo de no regalarle un paro a CFK y lo van a seguir pagando si es necesario. Valoran al peronismo como herramienta política de la transformación y ya dictaminaron que hay que ir en busca de una nueva conducción, saben perfectamente que la polarización instalada los va a llevar a un enfrentamiento con Macri, por lo que esperaban ser blancos de las denuncias de apoyo a planes golpistas del cristinismo.

Entendamos que la polarizacion en contexto es anti-obrera porque va a hacer que queden solo aquellos que le aseguren un presente de ajuste y un futuro de apoyar la ñata contra el vidrio del restaurante viendo como los demás morfan a sus anchas el plato que nunca tendremos en nuestra mesa, si no nos sacan -yas que están- los platos, claro.

Los viejos carcamanes de la CGT supieron escapar del pressing de la izquierda peronista, de las dictaduras, del partido sindical mismo, del menemismo y ahora van a escapar del kirchnerismo, que juega con un elemento que complica al sindicalismo en el desmarque que se proponen, nada menos que las expectativas de vida de su propia base.

Queda mas que claro que el piso de demandas de los 40/50 no es el mismo que el que sintieron digno de pelea mis viejos, o el que tienen mis hijos veinteañeros. El nivel de reclamos de derechos va aumentando de generación en generación porque, al fin y al cabo, y en esto se nota la impronta del movimiento político creado por Perón que acentuó la tendencia al reclamo de -pongamoslo en términos de hedonismo-: mayor acceso a tecnologías que aseguren el disfrute del confort, después de todo en Argentina todos somos peronistas. Y cuando esa linea de horizonte se ha asentado en la conciencia, resulta difícil de-construirla. Por eso es que la CGT y CFK no son compatibles, el cristinismo derrumbó el modelo (el de Nestor) en el que el sindicalismo por sus virtudes se sentía mas o menos cómodo y encima exageró sus vicios. 

El Movimiento Obrero Organizado nos ha asegurado a los laburantes argentos durante siete décadas el "vamos por mas, vamos por todo", no veo que esté dispuesto a flaquear ni ha entregarse en regresos que nos perjudican.

En fin... es fin de semana, momento propicio para reflexionar, si podés lector/a concentrate en estos dos titulos:






El primero dice que ha operado una extraordinaria transferencia de ingresos, obvio que crece la concentración, y el segundo es indicio de que van a profundizar esa brecha. Ambos traducen un posicionamiento político-ideológico prístino: el PRO no es sinónimo, ni lo será, de una modernización con rostro humano, pero no por eso hay que volver a un pasado del que costó mucho salir.

Hay mas detrás del árbol que nos quiere tapar el bosque nac&pop, mucho mas.

jueves, 9 de marzo de 2017

Sobre el equipo y Stolbizer

Lectura para renovadores convencidos y comprometidos
Resultado de imagen para omixmoron julio barbaro
Siempre reitero la frase de Albert Camus, "debería existir el partido de los que no están seguros de tener razón, sería el mío". Mientras los miembros de ese partido, del de los que dudamos, seamos absoluta minoría, la democracia estará en crisis. Las verdades absolutas son un mal innecesario, y sus portadores los enfermos de una inseguridad excesiva que suelen convertir en soberbia.  
Quiero que a Macri le vaya bien, y a veces siento que él no coincide con mi deseo. Y soy consciente que apoyo la democracia con un gobierno que es demasiado de derecha para mi gusto. Cuidado, eso no implica que los Kirchner hayan sido de izquierda, fueron responsables de la privatización y destrucción de YPF, al lado de la cual lo del Correo es un quiosco de barrio.
... asumí mi obligación de participar de la construcción de una opción política, y fue entonces que me acerqué a trabajar con Sergio Massa. Quiero marcar que su equipo fue para mí decisivo, desde Daniel Arroyo a Aldo Pignaneli, Roberto, Marcos Lavagna y Jorge Sarguini, desde Graciela Camaño a tantos otros con los que coincido en el intento de recuperar un pensamiento nacional con políticas de Estado. Y construir una fuerza que supere la enfermedad del personalismo. Hubo Alfonsinismo, Menemismo y Kirchnerismo, ¿no será hora de instalar el nombre de una estructura política por encima del apellido de su circunstancial conductor?
Quiero apoyar al Frente Renovador sin caer en el massismo. Hasta ahora, las fuerzas políticas las gestamos los que pensamos y luego la invasión de obsecuentes las convierte en una caterva de aplaudidores. Y el grupo que acompaña a Massa es, en lo esencial, el que nos sacó de la destrucción que habían armado los desatinos liberales de Menem y sus antiperonistas militantes.
Ese grupo es el que abandonaron los Kirchner, en especial Cristina, cayendo en manos de un absurdo ministro de origen marxista y de destino extraviado. El peronismo, como buena parte del radicalismo, defiende una economía nacional, eso que ni Menem ni los Kirchner respetaron (Menem por corrupción existencial y los Kirchner por extravío emocional).
Quiero además aclarar que el acercamiento con Margarita Stolbizer me parece esencial, pienso que el radicalismo como el peronismo generaron cuadros que necesitamos construir juntos un espacio político que supere la limitación de nuestros propios orígenes.



Es obvio que en las esa nueva relación política no existe ni remotamente el verticalismo; necesitamos recuperar la riqueza de las diferencias que sirven al grupo, como aquel peronismo donde cada uno forjaba su propio espacio. Y digo que lo más importante de Sergio Massa se expresa en los que logró convocar para encarar el desafío de pensar la política más allá de la coyuntura.
Julio Barbaro
Completo y con fritas clicando aqui  http://www.infobae.com/opinion/2017/03/05/por-que-deje-de-apoyar-a-macri/