miércoles, 15 de diciembre de 2010

de cortinas de humo y balances que no tienen por que ser festejados como el bicentenario

1- La muerte de Nestor Kirchner, WikiLeaks y ahora Soldati ocultaron los pormenores de la investigación por las escuchas en la C.A.B.A, hoy empezaremos a leer y a entender quien es quien y quien tiene precio. Mucho servicio de inteligencia y operaciones mediaticas, mas la inapreciable manita de los amigos.

2- Que la gente exija viviendas significa claramente lo mucho que crecieron las expectativas de la población.

"La Argentina, uno de los países de la región que más redujo la pobreza"

O.b



Pd.-

Mensaje para "C R" cabezón de Mataderos (o de Nordelta):

Mandale saludos a los chicos de los accidentes del santo, también al fiambrero ese que se cargó 35 salamines, por que estuvieron muy activos los últimos días.

Dejate de joder con esa murguita.

¿Quien te dijo que estás para operaciones mayores?

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Sí, se nota que el cabezón de Mataderos es todavía un aprendiz de jobru. Se quiso recibir con esta, pero no salió como pensaba. Cuanto quisiera verlo haciendo de mulo de alguno de los que mandó en algun penal bien picante!

Saludos,
JP

Mauri K dijo...

Claro!, como no se nos ocurrió?

rinconete dijo...

Una de las grandes virtudes del oficialismo es aumentar las expectativas de la ciudadanía.
Por supuesto eso tiene un costo para el propio oficialismo que se ve presionado por esas mismas expectativas que generó.

Otra des sus grandes virtudes es saber cambiar de paradigma cuando la realidad le llena la cara de dedos.

Eso ocurrió con la Federal y el sistema de control de daños que implementó Aníbal a partir de la política de no reprimir la protesta social de Néstor. Ese control de daños era un respuesta muy razonable en 2003, pero hoy ya no alcanza.

Con respecto a las operaciones, si Duhalde pudiera desestabilizar realmente al gobierno él sería el primer sorprendido y Aníbal el segundo.

Las desestabilizaciones pesadas vienen de demandas no resueltas por el propio gobierno y de las expectativas generadas.