martes, 25 de junio de 2013


Crónica de un reconocimiento que se nos debía.
La prensa hegemónica empieza a entender que la realidad se vuelve a ordenar tras el eje peronismo-antiperonismo

Carlos Pagni (LTA)
Massa no es un remedio. Es una vacuna. En su composición lleva una dosis de aquello que pretende eliminar. Sólo así puede ofrecerse al peronismo como el agente de una nueva metamorfosis para retener el poder.
 
Conviene recordar que Massa no se ha propuesto derrotar, sino heredar a Cristina Kirchner. Pero la encrucijada lo ha ubicado ante la posibilidad de ser su verdugo. Mantener esta ambigüedad es su más riesgoso desafío, sobre todo después del tenebroso identikit que hizo hace unos años de Néstor Kirchner, y que trascendió por WikiLeaks. Massa pretende sustraerse de la polarización que rige hoy la política. Es un objetivo muy audaz, que le exigirá no involucrarse en las polémicas cotidianas. Si por él fuera, su única referencia a la disputa nacional sería el rechazo a una nueva reelección de la Presidenta. Con esa declaración pretende desbaratar la principal imputación de De Narváez: haber armado una lista de diputados que, llegado el día, se arrancarán la máscara para votar a favor de una reforma constitucional.
Más allá de esa definición, Massa provincializará su campaña. En esta decisión hay más que una táctica proselitista. Su candidatura expresa también una vindicación de los dirigentes bonaerenses contra la colonización que llevaron a cabo transterrados como los Kirchner y Scioli. La participación de Felipe Solá encarna, en alguna medida, ese mensaje.
Hasta octubre será difícil ver a Massa salir del distrito o fotografiarse con dirigentes que no sean bonaerenses. No sólo aspira a correrse del eje kirchnerismo-antikirchnerismo. Se propone, sobre todo, impugnar a su verdadero adversario: Scioli. El conflicto se debe a la sucesión presidencial de 2015. Ésa es la razón por la cual cualquier acuerdo con el gobernador de la provincia estaría frustrado de antemano. Massa se ha propuesto derrotar a De Narváez porque ve en él al custodio de los intereses de Scioli en este tramo de la interna peronista
http://www.lanacion.com.ar/1594891-massa-la-nueva-simulacion-del-pj-para-retener-el-poder




 

5 comentarios:

PoliticamenteIncorrecto dijo...

Con Razon te molestaba Michał Kalecki.
1ra. Definicion de Massa
"Estamos en contra de las reelecciones indefinidas"
Apluasos.
Arrancamos bien, una definición.
Empezaron las definiciones, empezaron los problemas.
En lugar de proponer empezamos por oponer.
Y lo central, cuando cuando se oponen a las reelecciones se está a favor de las corporaciones, de los poderes consolidados, en contra de los intereses del pueblo.

Pedro Navaja dijo...

El cristinismo da muestras muy visibles de agotamiento. El tiempo mostrò que Cristina no era Nèstor. Sin candidatos, sin acumulaciòn, con una diàspora en ciernes, me parece que el objetivo de màxima de Cristina es cumplir el mandato y listo. Todo concluye.

ari_peruca dijo...

Omix, cfk ya dijo q no quería re re, no creo q su campaña sea eso y boleta única, es medio pobre para tanto guita del establishment quise decir apoyo popular, perdón.

Anónimo dijo...

Ma$$ita llevó a cabo lo que pergeño para 2011 pero la muerte de Néstor postergó... Daba demasiado garca irse en ese momento... Sin reelección de la Jefa, al kirchnerismo le llegó el momento de saber cuanto caudal propio tiene sin depender del apellido que lo creó...

ari_peruca dijo...

genera mucha satisfacción verlos tan cagados por una eventual rere, q tengan la certeza q nos los cojemos una vez mas.
omix, acá en lanús está desarmando grindetti los locales, con quien corren acá, tenés data?