jueves, 4 de junio de 2009

La coherencia de las fuerzas populares




















El periodista Marcelo Falak en su blog (lo que digo y no hago) sale a desmentir el aserto que dice que hay que ganar con los votos de los ciudadanos y de los distritos más ricos y más ilustrados para ser un gobernante legítimo.

No señores, un solo voto, el distrito que consideren más alejado, un tranquito 'e pollo de ventaja nomas nos habilita para las mas insensatas guarradas a las que desde 1943 los tenemos acostumbrados (4/06/1943 para ser más precisos).

Necesariamente las fuerzas populares se asientan y son fuertes en las zonas más pobres de cada país, de allí surge con fuerza incontenible la vocación y la presión que impulsa el cambio.

A continuación la nota de MF.

El último triunfo de Lula,

una lección para el 28 de junio

El resultado de las elecciones legislativas del próximo 28 será sin dudas de difícil lectura, pero la tarea resultará más ardua en la medida en que ya se vislumbran interpretaciones que buscarán confundir. Un aspecto sobre el que se insiste intencionadamente desde ahora pasa por la previsible derrota del oficialismo en varios de los distritos más grandes y ricos: Capital Federal, Santa Fe, Córdoba y Mendoza. A excepción, claro de la provincia de Buenos Aires, el 40% del padrón nacional, donde se encamina a una victoria crucial.
La idea es presentar un revés en esos distritos importantes como una derrota en toda la línea, minimizando los resultados positivos que el Kirchnerismo
pueda tener, además de en Buenos Aires (donde todo es a base de choripán, como se sabe), en el norte y en el sur del país. Pero la realidad es diferente, por varias razones.
Por un lado, la situación no debe sorprender: finalmente, el peronsimo
se impondría en su gran bastión (la provincia de Buenos Aires, gracias al voto del conurbano, va dividido en Santa Fe y perdería en las provincias muy ligadas a la actividad agropecuaria y donde hay una fuerte tradición radical. Un panorama razonable para un gobierno que lleva seis años de gestión desgastante.
Por otro lado, no debe sorprender que el voto de un partido popular se concentre en los distritos más pobres. Es lo que le ocurrió con Luiz Inácio
Lula da Silva en 2006 y que no impidió que ganara la segunda vuelta por un margen de 60% a 40%.
Basta con echar una mirada al mapa de Brasil que dejó la primera vuelta de octubre de ese año para confirmarlo. El rojo, sobre todo en el norte pobre, indica triunfos del PT
; el azul, en el sur rico, los estados en los que ganó la oposiciónsocialdemócrata (bah, de nombre, en realidad es el nuevo partido conservador de las élites brasileñas).
Opositor fue, por caso, San Pablo, el emblema industrial, financiero y agropecuario del país. Además, en el segundo distrito en cantidad de votantes, Minas Gerais
, se dio un mínimo triunfo de Lula pero por una picardía de su gobernador, el socialdemócrata Aecio Neves, quien fue reelecto por amplio margen pero le quitó colaboración al candidato presidencial, el paulista Geraldo Alckim, su correligionario, para sacarlo de circulación en los comicios de 2010.
Argentina saldrá tan dividida del 28-J como Brasil de los últimos comicios presidenciales. Ricos por un lado, pobres por el otro, parece ser la ecuación. Pero mientras unos y otros vivamos en el mismo país, todos los votos valen lo mismo. Que se sepa.
Para ver el post original cliquear aquí.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

me quedo colgada la respuesta del post anterior, vos sabes donde queda la oficina, pero si queres llamar desde tu casa es el 4483 5551.
Fijate que hay un cartel enorme que dice anticcorrupcion. Entra igual aunque sabes de antemano que ante semejante cartel ningun peronconurbanero andara por ahi

Homero como el che con la remera de cerveza o muerte

OMIX dijo...

Podés repetir estos datos en el post anterior, por favor, por que en este nadie sabe de lo que hablamos.

Marcelo Falak dijo...

Gracias por haber levantado mi post. Un abrazo

maria dijo...

Omix me encanto clarisimo una clase de derecho constitucional, no hay voto calificado "un hombre un voto"!!! felicitaciones!! maria

romi dijo...

Exacto! Y eso es lo que más les duele: que a la hora de votar somos todos iguales.

OMIX dijo...

Todo el crédito es de Marcelo Falak