lunes, 5 de diciembre de 2011

acción y reacción (*)

Este humilde escriba al comenzar el enfrentamiento derivado de la R125 (ese regalo del inefable precursor del perfil de los funcionarios camporistas, tan osados y audaces ellos) decía que aquello con lo que  teníamos que luchar  era contra 
...ese poder de extorsión y manipulación, ese poder de crear actos “espontáneos”...(que) es en definitiva poder antidemocratico y reaccionario.Ese poder que si fueramos lo suficientemente democraticos pensariamos en aniquilar, más si tenemos en cuenta que hay un sector medio que es caldo de cultivo de cuanto lavado de cerebro anda rondando por ahí.
Ahora leo que, ya en la defensiva total y abandonado por sus ex socios y todos aquello que lo tenían como mecenas de sus candidaturas y ariete mediatico, Hector Magnetto me desmiente
Héctor Magnetto, encabezó la reunión anual del Grupo Clarín en Mar del Plata ante más de 180 gerentes de la compañía. “Frente al despliegue fascista de una campaña inédita para esmerilarnos y afectar nuestra legitimidad nuestros medios siguen primeros en imagen. Ya se comprobó que no somos un riesgo para la estabilidad de nadie, ni tampoco un partido político”
“Tendremos que ir mostrando que algunos relatos se van desmoronando. Que bajo el discurso de un monopolio inexistente se escondía una máscara para legitimar el más fenomenal proceso de construcción de poder mediático de las últimas décadas. Un aparato de propaganda oficial de al menos 4 mil millones de pesos que se va multiplicando y sofisticando cada día”
Nunca existieron la posición dominante ni las extorsiones. Ellos eran unos pobres angelitos en su relato, como en el relato gubernamental el pobre angelito es el propio gobierno .

Al pan, pan; y al vino. vino Magnetto. Una cosa es que te hayan esmerilado ese poder y otra cosa que la sigan como si haciéndote desaparecer sea necesario. Lo que fuiste es imborrable, y por suerte "fue".

En ese sentido Clarin/TN dió los motivos necesarios para que se produzca una reacción en su contra y todavía no escuchamos las disculpas del multimedio por habernos metido eldedo en el orto sin nuestro consentimiento. Después que el grupo haga eso Magnetto, hablamos de lo que tanto te preocupa, campeón de la libertad, je.


(*) dos cuerpos que obran uno sobre otro desarrollan dos fuerzas que actúan en la misma dirección, que son de igual intensidad, pero de sentidos opuestos