jueves, 5 de noviembre de 2015

Ella prefiere el peor azul, no habrá aurora naranja



"Cada discurso en los patios finalizaban con la convocatoria a trabajar y militar por la Victoria. Los nombres no son importantes, no hay sapo que tragar, porque el candidato es el Proyecto.

En este complicado escenario, una urgencia recorre al kirchnerismo: impedir que Macri gane la primera magistratura y que el anunciado fin de ciclo sea total. Para esto necesita movilizar a su militancia y convencer a aquellos que fueron echados del espacio voten por el candidato oficialista. 
Estos días han circulados muchos mails, post y notas en las redes sociales donde se dice que no es el tiempo de hacer autocríticas, que ahora hay que impedir que Macri gane. Puede ser. Pero entonces debemos tener algo en mente para después del 10 de diciembre: las formas de procesar conflictos internos y de toma de decisiones desde 2010 han atentado contra la propia supervivencia del espacio político. El kirchnerismo tardío ha reactualizado algunos vicios militantes que lo pusieron en esta encrucijada. Al final, puede ser que las mediaciones políticas sí eran necesarias."
by Ana Natalucci
http://panamarevista.com/2015/11/04/el-frente-interno/