lunes, 9 de noviembre de 2015

"Vamos por la gloria"

Las pistas que deja el ex intendente de Tigre y actual diputado nacional indican que, lejos de la presunción habitual, no ha de descender al lodo de la lucha por el PJ. Por razones generacionales y por perspectiva de largo plazo, Sergio Massa no ve en el justicialismo una herramienta necesaria sin la cual la práctica política no se concibe como posible. El PJ es la casa de los padres, ese lugar del que necesariamente venimos, pero al que nadie, en un punto, quiere volver. Massa lo sabe, y tendrá cuidado de no caer en la tentación.
...
La Argentina de los años ochenta, o si se prefiere, del siglo XX, no existe más. El voto peronista, como el radical, se han licuado y sus identidades son apenas meros reaseguros de minorías defensivas. Quien quiera construir una nueva mayoría deberá aspirar, no ya al llamado voto independiente –expresión que presupone la existencia de algún otro, que podríamos considerar de pertenencia-, sino al electorado en su conjunto. Radicales, socialistas, peronistas, desarrollistas, progresistas comparten hoy espacios políticos enfrentados sin que sus identidades y trayectorias les propongan caminos de conflicto o coalición de orden ideológico. La tarea de la hora, para Massa y sus aliados, residirá no en volver a PJ, que sería como atarse la mano a un barco fondeado, sino en dar nueva vida y frescura vital al Frente Renovador y al espacio UNA. Porque necesitamos partidos, pero partidos que reflejen menos nuestra historia anquilosada que nuestras ansias de futuro, y en ese sentido, la lección de PRO sigue rebotando en todo el espectro político. La innovación no es simplemente posible: es necesaria.
by Ezequiel Meler (un jacobino suelto dentro de la Renovación)
Completo en http://ar.bastiondigital.com/notas/massa-se-despejotiza